Dragones y Derecho: Ab insomne non custita dracone

“Ab insomne non custita dracone”. Dibujo de André Apelqvist (CC by_nd 2.5)

“Ab insomne non custita dracone” (“Para ejercer de custodio, el dragón debe permanecer insomne”)

La publicidad en Internet es una actividad que atraviesa fronteras y afecta de forma íntima a la capacidad volitiva decisoria de las personas a la hora de comprar; y, sin embargo, su regulación es estatal. Planes estratégicos de publicidad online que son perfectamente legales en España pueden no serlo en Chile o Estados Unidos, y viceversa. Esto es debido a la diferente concepción de la protección de los mercados y del individuo sobre la que los distintos países han decidido legislar, así como al avance arrítmico en la adaptación de ordenamientos jurídicos al marco tecnológico y social, siempre en evolución.

Las Empresas y los autónomos se enfrentan al complejo reto de comprender los límites normativos aplicables a la publicidad en Internet, con el fin de hacer un uso legal y seguro de las herramientas sociales de promoción que brinda la Red.

En el libro Cómprame y ¡Vende!, de la colección Business&Marketing, editado por Rasche, publico un capítulo dedicado a explicar, de forma asequible, “Cómo hacer publicidad legal en redes sociales y buscadores” (ver nota de prensa de Abanlex). El capítulo consta de los apartados siguientes:

  1. Introducción: el reto de comprender «lo legal»
  2. Previsión del coste jurídico en campañas de marketing
  3. La palabra clave para publicidad en buscadores es «legal»
  4. Ley, SEO y la extraña paradoja de la elección cromática
  5. Publicidad en redes sociales. ¿Paraíso legal digital?
  6. Receta legal para hacer campañas publicitarias en redes sociales
  7. Conclusión: Ab insomne non custita dracone

Llevar a cabo campañas publicitarias en buscadores y redes sociales de forma legalmente pulcra es una tarea compleja que requiere cierta pericia y un permanente estado de alerta (“Ab insomne non custita dracone”). El estratega de marketing online debe estar atento a las necesidades jurídicas de su plan y no pecar de exceso de confianza. Por su parte, el asesor o abogado especializado en Derecho de Internet debe hacer un esfuerzo ímprobo de interpretación y adaptación de la normativa vigente a la realidad digital para atender la necesidad de plantear o re-plantear acciones de marketing online legalmente viables.

Dejar un comentario?

0 Comentarios.

Deja un comentario