Facebook ya tiene una ficha sobre ti, aunque no seas usuario la red social

Twitter e Instagram nos analizan y controlan. Lo hemos analizado estudiando sus condiciones de uso y políticas de privacidad [aquí Twitter y aquí Instagram]. No sabemos dónde está el final de este tratamiento, pero sí conocemos el principio: por un lado, se lo autorizamos; por otro, obtienen nuestros datos de Internet y de lo que otros comparten.

facebook-logoLe ha llegado la hora a Facebook. Empezaré por lo más básico: Facebook tienen una ficha de tu abuelo, aunque tu abuelo no sea usuario de Facebook. Subes una foto en la que estás con tu abuelo; subes otra y Facebook une caras por medio del reconocimiento facial; en una publicación dijiste que tu abuelo se llama ‘Juan’ y ¡Zas! Abuelo + Juan + 2 x foto +… Cuando te creas una cuenta en Facebook, le autorizas para que extraiga información de todos los contenidos que publicas, para que los una, para que los reutilice…

Facebook

He analizado sus condiciones, su política de privacidad y su política de cookies y esto es lo que he encontrado:

  • Facebook trata igual los datos de niños de 13 a 17 años y de adultos de 18 o más años.
  • Autorizamos a Facebook para que recopile y analice:
    • Cada gesto que hacemos en su web. Desde la introducción de nuestro nombre y apellidos en el registro, hasta la frecuencia y duración de nuestras actividades.
    • La forma en que nos relacionamos con otras personas: con quién, cómo, cuándo, con qué frecuencia…
  • Facebook vincula a nuestra ficha la información que otras personas publican en la red social. En caso de que no exista tu ficha, Facebook igualmente la recopila y la prepara para ligarla a tu futura ficha. Facebook tiene información sobre ti, aunque no tengas cuenta en Facebook.
  • Autorizamos a Facebook para que analice y trate nuestra libreta contactos, con direcciones y datos personales de otras personas.
  • Cuando compramos a través de Facebook, autorizamos a la red social para que sepa: qué hemos comprado, a quién se lo hemos comprado, qué medio de pago hemos usado (¿bitcoins?), detalles de facturación, lugar de envío, datos de contacto y otras muchas informaciones.
  • Cada vez que accedemos desde un dispositivo, autorizamos a Facebook para que sepa estos datos: Sistema Operativo que usamos, hardware, configuración del dispositivo, nombres y tipos de software, nombres y tipos de archivos, ¡carga de la batería!, intensidad de la señal, identificadores de dispositivos, ubicaciones del dispositivo por geolocalización GPS, Bluetooth y wifi, información sobre la conexión (operador de telefonía usado, tipo de navegador, idioma configurado, zona horaria, número de teléfono, dirección IP…)
  • Al navegar por Internet, si accedes a una página que muestra el botón “Me gusta”, son enviados a Facebook: Tu dirección IP, tus datos de navegación… Esto sucede en las páginas y servicios: con un botón “Me gusta”; con el inicio de sesión con Facebook; que usan los servicios de medición y publicidad de Facebook; y otros. Facebook también recibe datos de ti de uno de sus socios cuando este y Facebook ofrecen servicios de forma conjunta; y de un anunciante acerca de tus experiencias o interacciones. Facebook te conoce aunque no hayas entrado nunca en la red social.
  • Estas son las empresas que envían datos datos personales de usuarios a Facebook:
  • Facebook comparte tus datos con: Los usuarios de la red social; servicios de terceros; empresas del grupo Facebook; servicios de analítica; prestadores de servicios; y socios de Facebook.
  • Facebook puede entregar todos tus datos a cualquier gobierno del mundo sin pedirte consentimiento, sin avisarte y sin que lo llegues a saber nunca (o llegándolo a saber en algún momento, infortunadamente).
  • A través de las cookies, Facebook sabe dónde estás, qué velocidad de Internet tienes, qué navegador usas, qué dispositivos estás utilizando para navegar, qué tipo de publicidad te atrae más y otra mucha información.

Sobre tu contenido, ¿crees que no cedes nada a Facebook? Concedes una licencia no exclusiva, transferible, con derechos de sublicencia, libre de regalías y aplicable en todo el mundo para utilizar cualquier contenido de PI que publiques en Facebook o en conexión con Facebook (“licencia de PI”). Esta licencia de PI finaliza cuando eliminas tu contenido de PI o tu cuenta, salvo si el contenido se compartió con terceros y estos no lo eliminaron”.

En cuanto a la normativa aplicable, nos sometemos a la del Estado de California, EE.UU, además de tener que cumplir la normativa de España. Y, para resolver problemas con Facebook, nos sometemos al Tribunal de Distrito de los Estados Unidos para el Distrito del Norte de California o en un tribunal estatal del condado de San Mateo.

Todo esto para las personas físicas. Si eres empresa, tendrás que tener cuidado, además, con el cumplimiento de la normativa de protección de datos y de cookies, principalmente. Recuerda: si eres una empresa española, eres responsable de elegir una tecnología que te permita cumplir la ley española.

Actualización 22/06/2015 (12:30h): Samuel Parra (de ePrivacidad) señala en un tweet que “si pones menos de 14 años a la hora de registrarte, no entras”, lo que Jorge Morell (autor de Términos y Condiciones), corrobora con otro tweet en el que aporta una nota de prensa de la AEPD titulada “Facebook adecua a la legislación española la edad mínima de sus usuariosFacebook adecua a la legislación española la edad mínima de sus usuarios“.

Donate Dogecoins: D6FeXYibky3XY5Pq8ig5BPdM9RECthAmQw Whats This?
Dejar un comentario?

2 Comentarios.

  1. El blog de Jorge Garcia Licencias de Uso en Redes Sociales - pingback on 13 julio, 2015 @11:03 pm

Deja un comentario